Con una producción vinícola desde época romana y la popularidad del vino tokay en las cortes europeas del siglo XVIII, Hungría cuenta con una larga tradición en la elaboración de vinos que, tras el parón de los régimen comunista, ha vivido un nuevo impulso con una diversificación que nos ofrece vinos blancos, pero también tintos y rosados.

¿Qué es el vino Tokay?

El Tokay es un vino dulce de podedumbre noble que se elabora a partir de uva pasificada. Su origen se sitúa en el siglo XVII, en la región de Tokay, donde ante un abad (Máte Szepsi Laczkó), ante un inminente ataque del Imperio Turco, decidió retrasar la vendimia. Este hecho hizo que, cuando se fueron a recolectar las uvas, estas estuvieran afectadas por el hongo botrytis cinerea, que llevo al nacimiento de este popular vino botritizado (Ver aquí que son los vinos de podedumbre noble o botritizados). De hecho, el tokay se llama Tokay Aszú precisamente porque aszú significa secada o pasa.

El Tokay Azú se elabora a partir de las variedades de uva furmint y hárslevelü y las uvas suelen vendimiarse a principios de noviembre, afectadas ya de botrytis. Estas se depositan en unas cestos llamados puttonyos y se prensan hasta obtener una especie de pasta. Luego, a un vino blanco seco se le agregan determinada cantidad de puttonyos y se deja macerar el conjunto en barrica, de modo que se produce una fermentación alcoholica en que parte del azúcar se transforma en alcohol, de manera que la tasa final del mismo puede llegar al 14%. Así, la riqueza del vino se mide por la cantidad de puttonyos. Y tras una segunda fermentación, se deja envejecer el vino en barricas más pequeñas.

Pero a pesar de que le Tokay es el vino más popular de Hungría, en verdad sólo representa el 10% de las hectáreas de viñedo del país, concentradas en la región de Tokay-Hegyalja, en el extremo nordeste del país.

Vinos blancos húngaros

Cómo se elabora el vino blanco: fases principales - tipos de vinos

De hecho, la mayor parte de producción de vinos húngaros es de vinos blancos (70%). Entre estos destacan vinos de la región norte, sobre todo de las denominaciones Mátra y Bükkalja, que se caracterizan por ser blancos secos con variedades locales como olaszrizling, müllerthurgau, pero también internacionales como la chardonnay. Al noroeste, en la región de Transdanubia, se producen vinos blancos y vinos espumosos a partir de sauvignon blanc, pinot gris y olaszrizling. Y también hay vinos blancos con cuerpo húngaros, sobre todo en Mór, a partir de variedades de uva como ezerjó, pero también de leanyka y la rosada gewürztraminer.

Las variedades características del tokay, furmint y hárslevelü, también se emplean para vinos blancos en la Balaton, además de otras variedades como olaszrizling, kéknyelü y la juhfark, estas dos últimas casi extintas. Y al sureste, en Panonia, se elaboran interesantes vinos blancos a partir de cirfandli, aunque esta región es más conocida por sus vinos tintos

Vinos tintos en Hungría

De hecho, los vinos húngaros de Panonia se caracterizan por ser vinos tintos con cuerpo, a base de variedades locales como kékfrankos, kadarka y portugieser, pero también internacionales como syrah, merlot o pinot noir. Algunas de estas variedades también se emplean para elaborar vinos rosados.

Las mismas variedades locales que caracterizan a los vinos de Panonia están presentes en el norte, en los vinos de Eger, de entre los que destaca el Bikavér o Sangre de Toro. Y en la frontera con Austria, en Sopron, la variedad kékfrankos también da pie a elegantes vinos tintos, junto a otras variedades como pinot noir.

Escrito por:uranda

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s